Un cuento de hadas: Desde que sus miradas se encontraron, supieron que su destino era estar juntos.

Fue en el 2006 cuando se dieron cuenta que eran el uno para el otro. ¿Te sientes identificado? Y es que así es como comienza la historia de la productora, cantante y directora Salma Hayek con el heredero de la fortuna del dueño del grupo PPR, propietario de las firmas de Gucci, Yves Saint Laurent, Puma: François-Henri Pinault. Un amor de lujo, no es así?

Su encuentro fue un verdadero flechazo, ella se resistía a los encantos del millonario francés y él como todo un caballero supo conquistar a la actriz mexicana.

Ocurrió en Venezia cuando la actriz mexicana era la invitada de honor de los Pinault en la inauguración del Palacio Grassi, que alberga la colección de arte contemporáneo de François Pinault, padre de su novio. En la cena que siguió a la inauguración, Salma se sentó a la derecha de François-Henri y desde ese momento ya no se separaron.

Once meses más tarde, los novios anunciaron su intención de casarse, aunque una crisis les llevó a una breve ruptura que suspendió sus planes matrimoniales, 16 meses después. En septiembre de 2007, la actriz mexicana dio a luz a la hija de ambos, Valentina Paloma, la primera de Hayek, pero la tercera de Pinault, padre de dos hijos de un anterior matrimonio que acabó en 2004.

Un año más tarde, intentaron casarse una vez más pero no se llevó a cabo. “Debes ser muy valiente para decir : ‘Esto es lo que somos. Puede que no parezca ser la pareja perfecta, o como lo hicieron nuestros padres, pero esta es nuestra historia de amor” -Salma.

En Julio de 2008, se anunció su ruptura causando sorpresa no sólo en México, sino también en Francia, señalando quizá la distancia como la causa principal. Ese mismo verano, poco tiempo haber roto su compromiso con la actriz mexicana, Pinault fue fotografiado pasando unas vacaciones con su nuevo amor.

Entre Septiembre y Diciembre, en numerosas ocasiones se les vio juntos, algo que hizo pensar que la pareja había hecho las paces definitivamente, pues en un yate en Ibiza fueron captados muy cariñosos mientras celebraban el primer cumpleaños de su hija. En Noviembre volvieron a ser vistos juntos, esta vez sin la compañía de Valentina, en un juego de futbol en la ciudad francesa de Rennes.

Y en Diciembre en el festival de cine de Dubai, lo que hizo pensar la actriz mexicana y el millonario francés podrían haber hecho oficial su reconciliación. En enero de este año, la familia viajó en la aeronave de Pinault que partió del aeropuerto de Burbank, California, con lo cual se confirmó que la relación de Hayek y su pareja continuaba en sintonía. Finalmente se casaron por lo civil este 14 de febrero.

Pin It on Pinterest

X