¡Las ganas de empezar la noche habían comenzado! Recuerdo que ese día todo estaba listo. Si, todo estaba listo o eso creía yo, en mis planes no estaba encontrarte y sin imaginarlo, ahí estabas tú.

Un poco de música, copas y diversión. Él era amigo de mi hermana, la mayor, la noche fue lo suficientemente larga para darme cuenta que tú eras el indicado, supimos encontrar el momento justo, bailamos, reímos, disfrutamos de la noche, compartimos mil historias juntos y sin más ni menos, esa noche fue donde nuestra historia comenzó.

Yo no estaba en México y decidí enviarle una caja de mensajería. La caja tenia un globo grande de helio para que al abrirla, el globo pudiera elevarse. En la parte de debajo de la caja, había una carta con una dirección para que asistiera a una cena. Más abajo, habían dulces y golosinas que a él le gustan.

¡Solo tú enciendes mis cinco sentidos! Cada una de estas cajas representan uno de ellos, ¿Estas listo para averiguarlos?, un cupón de spa: Touch, unos boletos para un musical: Hear, ¡Tú loción favorita!: Smell, ¡Tu postre favorito!: Taste, nuestra foto juntos: Sight. Cada uno de los regalos están personalizados con lo que más te gusta y con nuestras fotos favoritas.

Tres años y medio juntos no han sido suficientes para demostrarte lo feliz que me haces, ¡Siempre juntos!

Pin It on Pinterest

X